Personas

Orgasmos mentales : sí se puede conseguir solo pensando

TOP Media hora de ejercicio físico y diez segundos de placer. Barbara Carrellas autora del libro Ectasy is Necessary: A Practical Guide, es una coach sexual que vive en Nueva York y que enseña a llegar al clímax de una forma distinta; mediante ejercicios respiratorios y movimientos pélvicos. Y si opta, como la gran mayoría, por usar la parte de su anatomía que empieza de cintura para abajo, es imprescindible que el cerebro se una a la fiesta para que esta acabe con fuegos artificiales. En Odgen, Whipple y Komisaruk realizaron experiencias medidas en laboratorio y llegaron a la conclusión de que el orgasmo mental, genera la misma respuesta física que cualquier otro: aumento de la presión sanguínea, aceleración del corazón, dilatación de las pupilas, etc.

Chica buen 475734

El punto K

La respuesta parece muy evidente: porque es placentero, agradable y erótico. Ellas explican dónde lo prefieren. Te lo contamos Foto: iStock. Así que presta atención: saca todo su potencial a todas sus zonas erógenas. El cerebro juega un papel fundamental en el lascivia pero, con imaginación o sin ella, las zonas erógenas son capaces de ejercer por sí solas como estimulantes sexuales.

Si ellos irían más allá de las “caricias estimulantes” mejoraría el sexo entre parejas.

Todavía cubre técnicas de respiración, posiciones y consejos. El tantra se basa vagamente en textos religiosos que se enfocan en la espiritualidad. Se enfoca en mover la energía sexual a través del cuerpo para sanar, transformar e iluminar. Al comprender el deseo de nuestro propio cuerpo, podemos incorporarlo durante el sexo con la pareja. Una persona puede considerar dar a su pareja un masaje lento en todo el cuerpo para conocer sobre su cuerpo y ayudar a activar la energía sexual. Esto también puede becar a una persona a estar en sintonía con los deseos y deposición de la pareja. Al igual que con otra actividad sexual, si en cualquier momento una persona o su pareja se siente incómoda, la acción debería detenerse. Una persona debería enfocarse en su respiración y sensaciones corporales.

El primer orgasmo a los 50

Por suerte, el cuerpo femenino guarda también unas cuantas sorpresas en forma de zonas erógenas y en este gacetilla vamos a intentar describir dónde se encuentran y cómo se activan. Empero antes de empezar, tengamos en cuenta una cosa importante. Al final, por muchas técnicas o conocimientos científicos que se adquieran, no hay mejor medicación para disfrutar del sexo que buceador y descubrir, solo o acompañado, las cosas que nos dan placer. Que a veces no tienen nada que ver con nuestros genitales. BDLMGetty Images El punto U Empezamos nuestro alucinación por la anatomía femenina por el punto U, que debe su nombradía a la proximidad con la uretra el orificio por donde sale el pipí. Digamos que no suele adeudar el poder erótico del punto G o de otros de los que hablaremos a continuación, pero tiene una sutil sensibilidad que puede hacer disfrutar bastante a una mujer.

194 195 196 197 198
Comentario

Leave a Reply